IMCP

Fundado en 1923 y conformado actualmente de 60 colegios de Contadores

Derecho

  • Imprimir
  • youtube

Gonzalo Soto, Reforma

Definición de un patrimonio familiar, uso de los recursos de revocación, pagos oportunos de obligaciones y hasta concurso mercantil para personas físicas, son las herramientas legales que existen en el País para evitar la quiebra económica de un hogar.

El patrimonio familiar es uno de los mecanismos más útiles para proteger la riqueza del hogar, vea por qué.

Víctor Luna, socio de Luna Castro y Asociado, explicó que bajo esta forma legal se protege la casa y otros recursos de un posible embargo o cobro de cuentas por parte de alguna institución financiera o autoridad.

El procedimiento es sencillo y rápido, pues únicamente hay que acudir con un juez de lo civil y pedir el establecimiento del Patrimonio Familiar, tras una valuación de la propiedad y los activos que desean proteger.

“El Patrimonio de Familia cuida a las personas hasta de sí mismas, pues si por ejemplo el marido quiere apostar la casa jugando o algo por el estilo, la esposa y los hijos están plenamente protegidas”, señaló.

Pero cuando se enfrenta un adeudo que se considera injusto, también existe el recurso de revocación, un poquito más complejo que el anterior, pero puede resultar igualmente efectivo para proteger el patrimonio.

Se trata de un mecanismo en el cual el contribuyente puede inconformes con la propia autoridad sobre un supuesto adeudo.

“Muchas veces el contribuyente tiene la opción de revocar el crédito (adeudo) y está en todo su derecho, pero al final por desconocimiento termina pagando una multa”, comentó Manuel Toledo presidente de la comisión fiscal del Colegio de Contadores Públicos de México (CCPM).

Recuerde que el Servicio de Administración Tributaria (SAT) hace revisiones fuertes con fines recaudatorios y muchas veces las multas son improcedentes.

Al igual que los mecanismos antes señalados, existe el concurso mercantil para personas físicas, la recaudación de multas fiscales por pago oportuno, el establecimiento del ingreso mínimo vital e incluso, el juicio de amparo.

¿Por qué se conocen poco los derechos para evitar la quiebra y los problemas financieros?

José Luis Ureña, socio fiscal de RSM Bogarín, pone el dedo en la llaga al señalar que mientras las obligaciones están claramente concentradas y localizadas en la ley, los derechos están esparcidos por toda la reglamentación.

“De por sí la gente conoce poco de la ley, con un poco más de conocimiento podrían reclamar sus derechos y ahorrarse dinero en multas y embargos”, aseguró.